Un día en Teruel


Esta pequeña ciudad de Aragón te sorprenderá con su arquitectura mudéjar y su historia. Con esta guía podás exprimir tu tiempo al máximo y conocer la ciudad en poco tiempo.

lightbulb_outline136 Tips

crop_original33 Fotos

location_on8 Lugares

room

Escalinata


Una subida al corazón de la ciudad

  • En esta pequeña capital de provincia el coche resulta suplerfluo. Sobre todo para visitar el casco antiguo. Si te asustan las escaleras, ningún problema, haz uso de los ascensores.


  • Entre 1920 y 1921 el ingeniero José Torán de la Rad construyó lo que quería que fuera un acceso digno desde la estación hasta la ciudad.


  • Para ello se basó en un estilo que siempre retorna a Teruel: el mudéjar, presente en el modernismo y en el neomudéjar de esta obra.


  • Se estructura en tres partes, la primera arranca desde la estación y llega hasta una pequeña plaza con un espacio verde central.


  • La segunda parte la forman siete tramos por los que se alcanza una plaza-mirador presidida por una gran fuente y un relieve del beso de los Amantes, obra de Aniceto Marinas.


  • La última parte se divide en dos escaleras semicirculares que terminan en el Paso del Óvalo rematadas por dos torreones.


  • Entre 2001 y 2003 se realizó una remodelación a cargo del prestigioso arquitecto minimalista inglés, David Chipperfield, autor entre otros de la sede de Toyota en Kioto, el Neues Museum en Berlín, la Ciudad de la Justicia de Barcelona. La Escalinata recibió el Premio Europeo al Espacio Urbano Público. Su proyecto hizo la zona más apropiada para los peatones e incluyó también dos ascensores para facilitar el acceso.


  • Comenzamos la visita por la Escalinata del Óvalo, que fue creada el siglo pasado para franquear el desnivel entre la estación de ferrocarril y el casco antiguo. Una buena forma de entrar en contacto con la ciudad.


  • Acceso gratuito.


  • +34978624105 +34978641461


room

Casino Turolense


Dos edificios dedicados a actividades culturales

  • Los bajos del Casino ofrecen la oportunidad de tomarse un café en sus terrazas. Y tampoco puede descartarse la posibilidad de asistir a una representación en el teatro.


  • El Casino Turolense forma con el Teatro Marín un conjunto neomudéjar cuadrangular con fachada a la Plaza de San Juan que está considerada una de las más bellas de Aragón.


  • La fachada mezcla la mampostería propia de la zona con el ladrillo mudéjar. El acceso al casino se realiza bajo un arco de medio punto, sobre el que hay un balcón representativo.


  • La Junta Directiva del Círculo de Recreo Turolense quería un nuevo emplazamiento y por ello compró el antiguo palacio de los Sánchez Muñoz, en lo que entonces era plaza de Emilio Castelar.


  • Fue el arquitecto municipal Pablo Monguió el encargado de estudiar el proyecto en el que se pensaba incluir un teatro, ya que la ciudad sólo contaba con el insuficiente Principal.


  • Como el espacio resultó escaso se compraron varias fincas adyacentes y finalmente el 29 de mayo de 1918 se inauguró edificio con un espectáculo que tuvo en jaque a la sociedad turolense. Esto se debió, ya que se trataba de la Compañía de Zarzuela Opereta de Anselmo Fernández, titular del Teatro Novedades de Barcelona y famosa por sus espectáculos un poco subidos de tono.


  • Pero la representación de “El señor Pandolfo” fue un éxito total, tal vez por el trabajo de tenores, tiples, barítonos, actores y bailarina, como por la belleza del conjunto con cielo raso policromado, decoración ecléctica y por su aforo para más de ochocientos espectadores repartidos entre platea, palcos y anfiteatros.


  • Dos años más tarde fue inaugurado el Casino, diseñado por Antonio Rubio. Se desarrolla en cuatro alturas, más semisotanos. Destaca su decoración original conservada en magnífico estado y cuatro espacios en particular: el vestíbulo, la escalinata, la sala de fiestas y la de tertulias.


  • En 2009 el conjunto fue declarado Bien Catalogado del Patrimonio Cultural Aragonés.


  • El teatro debe su nombre al tenor Andrés Marín, un turolense que triunfó no sólo en España, sino en Rusia, Inglaterra, Portugal, Cuba e Italia.


  • Al final de su vida regresó a su ciudad natal donde es recordado como el alcalde que consiguió que el tren llegara a Teruel.


  • En la Plaza de San Juan nos encontramos dos singulares edificios que siguen cumpliendo la actividad para la que fueron creados hace más de un siglo. La visita se limita al exterior, pero se completa con alguna actividad en el interior.


  • Acceso gratuito al exterior.


  • +34978602418 +34676 258544


room

Catedral de Santa María de Teruel


Joya del estilo mudéjar y Patrimonio de la Humanidad

  • En Teruel todo está cerquita. La silueta de la Catedral es visible desde toda la ciudad.


  • El estilo mudéjar representa una fusión entre Oriente y Occidente. Los musulmanes que vivían en tierras cristianas fueron sus artífices y crearon un estilo nuevo que sólo puede verse en España y en algunos lugares de América.


  • Se comenzó a construir entorno al año 1200 como una parroquia de estilo románico con tres naves. La construcción terminó en 1257, año en que comenzaron los trabajos de la torre.


  • En el siglo XIII se procedió a la reforma de la iglesia. Los trabajos fueron dirigidos por el morisco Juzaff, quien adoptó elementos góticos para elevar las naves, construyó nuevos ábsides y una nueva cubierta.


  • Finalmente el maestro Yuçaf de Huzmel dirigió la construcción de un crucero y el enlucido y pintado de los ábsides.


  • Aunque toda la catedral es Monumento Histórico Artístico Nacional hay tres elementos que son Patrimonio de la Humanidad desde 1986: la torre, el cimborrio y la techumbre.


  • El campanario es una construcción de planta cuadrada dividida en tres cuerpos separados por impostas. En su base hay abierto un pasaje con un arco agudo y bóveda de cañón que permite el paso de los peatones. Los muros están adornados con fustes de cerámica verde, azulejos en forma de rombo y platos de cerámica.


  • La techumbre de la nave central es como casi todos los templos mudéjares un artesonado de madera que cumbre la armazón arquitectónica. Mide 32 metros de longitud y 7,76 de ancho y fue construida en el siglo XIV.


  • En sus casetones aparecen pinturas de estilo gótico lineal realizadas al temple sobre tabla. La iconografía ha sido objeto de muchos estudios. Representan tanto motivos vegetales como momentos de la Pasión, personajes de bestiarios o escenas de la vida cotidiana.


  • Durante el siglo XVIII se realizó otra sobrecubierta que la mantuvo a salvo tanto del paso del tiempo como de los bombardeos de la Guerra Civil.


  • Respecto al cimborrio, erigido sobre el crucero fue construido por el maestro Martín de Montalbán en 1538. Es una estructura ochavada que mezcla elementos renacentistas con otros propios del mudéjar.


  • A finales del siglo XVII y principios del XVIII se realizaron nuevas obras que incluyeron la barroca portada norte o la girola y las capillas adyacentes.


  • En 1909 el arquitecto Pablo Monguió dirigió la construcción de la portada de la Epístola de estilo neomudéjar.


  • La iglesia parroquial se convirtió en colegiata por decreto del Papa Luna en 1423 y en 1587 se convirtió en catedral.


  • Seguimos nuestra visita con un lugar realmente imprescindible. La torre, el techo y el cimborrio del templo son Patrimonio de la Humanidad. Un tesoro de un estilo propio de España.


  • Adultos: 3 euros. Jubilados y grupos: 2 euros.


  • Menores de 7 años: gratis. La entrada permite también la visita al Museo de Arte Sacro


  • 978 61 99 50 978 61 80 16


room

Museo Provincial de Teruel


Una mirada al pasado más antiguo

  • No hay excusa para perderse la quinta planta y asomarse a su balconada para contemplar unas vistas espectaculares de la Catedral. Hay ascensor.


  • Después de varios intentos que no tuvieron éxito el Museo se constituyó definitivamente en 1956, aunque todavía habría que esperar a 1959 para que ocupara parte del llamado Palacio de Archivos, Bibliotecas y Museos donde dispuso de hasta tres salas de exposición (arqueología, cerámica de Teruel y arte popular) junto a un pequeño almacén y un precario taller de restauración.


  • De 1977 a 1983 los bajos del edificio de la Diputación también fueron ocupados para mostrar una colección de Artes Populares.


  • Finalmente en marzo de 1987 se inauguró la nueva sede que además de espacio para las colecciones permanentes, tenía sala de actos, biblioteca, laboratorio fotográfico, taller de reparación y salas disponibles para exposiciones temporales.


  • El palacio que le fue destinado había sido construido en 1592, bajo la dirección de los maestros Juan de Rigol y Pedro de Heredia, como sede de las instituciones políticas y jurídicas de la Comunidad formada por la ciudad de Teruel y sus aldeas. Además de para funciones administrativas, allí se hospedaban los representantes de las aldeas y en el sótano había unas cuadras.En el interior destaca la escalera, coronada con una cúpula de yesería, y como uno de los espacios más significativos el despacho del Juez, máxima autoridad de la ciudad y su territorio. Además de las funciones administrativas, el edificio ofrecía alojamiento a los diputados representantes de las aldeas, que disponían de alcobas en diferentes plantas; en el sótano se instalaron las cuadras para guardar las caballerías.


  • El edificio de estilo renacentista fue construido en piedra y ocupa una superficie de 700 metros cuadrados. La fachada de 15 metros se divide en cuatro cuerpos.


  • Son elementos destacables la puerta de centro, enmarcada por dos columnas corintias; el despacho del juez, máxima autoridad de la ciudad; las escaleras coronadas con una cúpula de yesería; la cornisa con grandes modillones que alberga quince arcos típicos de la arquitectura aragonesa; y la logia de columnas dóricas que remata el edificio.


  • Actualmente en la antigua cuadra se exponen colecciones de arqueología y etnografía. La planta baja está reservada a exposiciones temporales. La primera a la cerámica de Teruel. La segunda está dedicada al Paleolítico y la Edad de Hierro. La tercera a la época ibérica y la última presenta hallazgos romanos y medievales.


  • Para continuar nos dirigimos al Museo Provincial, creado en 1959 y que ha sufrido diversos avatares hasta llegar en 1978 a su emplazamiento actual en la Casa de la Comunidad. Actualmente se está realizando un ambicioso programa de ampliación que incluirá el Palacio del Marqués de Tosos y otros solares.


  • Entrada gratuita.


  • (+34) 978 60 01 50


room

Mausoleo de Los Amantes


Uno de los principales símbolos de la ciudad

  • Lo más visitado por los turistas es el Mausoleo de los Amantes. Los sepulcros son modernos. Las momias de Isabel y Diego fueron descubiertas en 1555 en la capilla de San Cosme y San Damián junto a un escrito que narraba su historia. Desde entonces han sido expuestas en varios lugares Pero la historia de amor no debe hacer desdeñar las bellezas de San Pedro.


  • La torre y el ábside de la iglesia de San Pedro fueron declarados Patrimonio de la Humanidad en 1986. Es una iglesia fortaleza que se adapta a las necesidades defensivas de la ciudad.


  • La iglesia fue construida a lo largo del siglo XIV. Es de nave única con ábside poligonal de estilo mudéjar.


  • A lo largo de los siglos ha sido reformada en varias ocasiones. En el siglo XVIII se construyó la puerta principal actual. La última restauración se ha realizado este mismo siglo.


  • La torre es de mediados del siglo XIII y es la más antigua de las turolenses. Tiene planta rectangular. Está dividida en tres estancias superpuestas y presenta la típica decoración mudéjar realizada con ladrillo y cerámica.


  • Como la de la catedral tiene un arco inferior que permite el paso de los peatones.


  • El ábside forma un polígono de siete lados, decorado con arcos entrecruzados de ladrillo resaltado y cerámica vidriada que en este caso une los colores verde y blanco, característicos de los almohades.


  • Otra característica es el andito superpuesto sobre las capillas laterales que se abre hacia el exterior.


  • En cuanto al claustro es uno de los cuatro mudéjares que se consevan en Aragón. Es de planta cuadrada y ha sufrido numerosas remodelaciones.


  • Junto a la iglesia se encuentra la capilla donde se exponen los sarcófagos de los Amantes de Teruel, realizados por Juan de Ávalos.


  • El mausoleo fue inaugurado en 2005 y supone un recorrido centrado en cuatro temas: El amor en los tiempos difíciles. La historia de los amantes. Los amantes como fuente de inspiración. Y finalmente, el mausoleo, donde explica cómo fueron encontradas las momias que durante años repasaron en el patio.


  • El tercer viernes de febrero se celebran cada año Las Bodas de Isabel de Segura y Diego de Marcilla. Los vecinos visten ropas medievales, la ciudad se engalana y se instala un mercado medieval.


  • Vamos ahora a visitar el sepulcro de unos personajes a caballo entre la historia y la leyenda.


  • Isabel de Segura era única heredera de una rica familia y Diego Garcés de Marcilla un joven pobre. Para conseguir la aprobación del futuro suegro, Diego marchó a las Cruzadas y se dieron un plazo de cinco años. Al cumplirse, Isabel se casó con el hermano del señor de Albarracín. Pocos días después volvió el guerrero y le suplicó un beso que ella le negó, por lo que él cayó muerto a sus piés. Isabel lloró su muerte y no quiso que fuera enterrado sin haberse despedido. Cuando sus labios se rozaron, Isabel cayó también muerta.


  • Iglesia y Capilla de los Amantes. Adultos: 9 € .


  • Jubilados, grupos mínimo 15 personas y estudiantes, con acreditación: 7,5 €.


  • Menores de 7 años: gratuita.


  • Iglesia, Capilla de los Amantes, Torre y Andito Adultos: 10 €.


  • Jubilados, grupos mínimo 15 personas y estudiantes, con acreditación: 8,5 €.


  • Menores de 7 años: gratuita.


  • +34978618398 +34978221143


room

Torre del Salvador


Un templo joya del barroco con una torre espectacular

  • Las escaleras interiores permiten alcanzar el campanario desde donde se disfruta de unas vistas espectaculares.


  • La iglesia sólo está abierta en horarios de culto, pero hay flexibilidad, terminados los oficios, para poder completar la visita.


  • La Torre del Salvador de los Reyes se construyó junto a la iglesia del mismo nombre, a finales del siglo XIV.


  • En 1667 se hundió el templo medieval y sólo quedó en pie el campanario. Posteriormente fue reconstruida la iglesia pero en estilo barroco.


  • Presenta planta rectangular de 9,20 metros en la base y 8,90 x 7,290 en la parte superior lo que da una estructura troncopiramidal. Del suelo a las campanas la altura es de 27,30 metros a los que puede subirse por 122 escalones. El punto más alto de las almenas está a 40 metros del suelo. Para su construcción se emplearon unos 260.000 ladrillos.


  • Como otras torres de la ciudad, está presenta un arco en la parte inferior que permite el paso de los peatones. Pero a diferencia de las demás, está reproduce la estructura interior de los alminares de las mezquitas ya que presenta dos torres una envolviendo a la otra. En el medio se sitúan las escaleras.


  • La parte exterior presenta elementos decorativos propios del arte musulmán. Tiene cerámicas aplicadas de colores verde y blanco y vidriadas con barniz de plomo en diversas formas: azulejos, cuadrados, platos, espigas, columnas o estrellas de ocho puntos.


  • Las tres salas interiores se han convertido en un espacio interpretativo. La primera está dedicada a la geografía del mudéjar. La segunda a los materiales constructivos y la tercera presenta una maqueta a escala de Teruel.


  • La iglesia es de mampostería con una nave cubierta con bóveda de medio cañón. Está rodeada de capillas y serigrafiados que recuperaron su belleza después de la última restauración.


  • El retablo del altar mayor es obra del siglo XVIII. Presenta un lienzo con la Adoración de los Reyes Magos y se remata con un óvalo de la Resurrección de Cristo.


  • Aquí se alberga también una imagen con fama de milagrosa y sobre la que hay varias leyendas. El Cristo de las Tres Manos apareció flotando en el río Guadalaviar y se quedó a las puertas de la ciudad hasta que lo rescataron. Otra versión habla de un peregrino que se encerró a realizar la obra durante dos días y luego desapareció.


  • Respecto a las tres manos la versión popular habla de la extremidad de alguien que intentó robar la talla; pero la más factible es la de que afirma que formaba parte de un grupo del Descendimiento de la Cruz y que el obispo Martín Terrer mandó retirar los otros dos personajes.


  • Y es que este Cristo, tan venerado por los turolenses, no parece tener mucho éxito entre la jerarquía eclesiástica, ya que otro prelado ordenó que fuera destruído por feo. Cosa que evidentemente no ocurrió.


  • La visita de la torre, Patrimonio de la Humanidad, no debe hacernos olvidar la de la iglesia, uno de los mejores ejemplos del barroco en Aragón. Restauradas las dos en 1993 muestran su mejor cara.


  • General: 2,5 €.


  • Grupos, pensionistas y menores: 2,00 €.


  • Niños menores de 7 años: entrada gratuita.


  • (+34) 978 602 061


room

Plaza del Torico


La esencia de Teruel

  • Esta plaza y la cercana calle de Joaquín Costa son un magnífico centro comercial abierto.


  • Pero en Teruel la vida se toma con tranquilidad y las tiendas permanecen cerradas los sábados por la tarde y todos los domingos.


  • Estamos ante una plaza en su mayoría porticada y de forma triangular que lleva el nombre del político conservador del siglo XIX, Carlos Castel. Aunque para todo el mundo es la plaza del Torico.


  • Que nadie espere encontrar un enorme toro. Se trata de una pequeña estatua de bronce macizo que pesa 55 kilos y que corona la columna central de una fuente construida en 1858.


  • El agua brota por cuatro caños rematados por cabezas de toro y dicen que si quieres volver a la ciudad es necesario que la bebas.


  • En el número 13 se encuentra el mejor ejemplo del modernismo de Teruel: la llamada Casa del Torico que actualmente alberga las oficinas de Caja Rural.


  • Fue construida por el arquitecto tarraconés Pablo Monguió para la familia López. Ocupa un solar en esquina con fachadas a las calles Hartzembusch y tras el Mercado.


  • La fachada violeta presenta detalles en blanco y adornos en ladrillo y forja. Los balcones de forja son obra de Matías Abad.


  • En el número 3 se encuentra la Madrileña, una casa de tres plantas para alquilarla por piso. Su solar sólo le permite tener 4,6 metros de fachada y 28 de fondo, pero Pablo Monguió enriqueció su fachada pintada de azul, con guirnaldas, pliegues en relieve y rejería obra de Matías Abad.


  • El Torico rinde homenaje a los origénes de la ciudad. Uno de ellos afirma que, durante la Reconquista, los soldados de Alfonso II siguieron a un toro y a una estrella que les condujeron al lugar donde fundar la ciudad.


  • Otra afirma que fueron los fenicios quienes fundaron un pueblo en esta tierra llena de ganado. Llamaron Turriar (Turia) al río que la bordea y de ahí derivó el nombre de la población.


  • Las fiestas más importantes de la ciudad son las de la Vaquilla o del Ángel que se celebran el segundo fin de semana después de San Pedro. Uno de los momentos culminantes de la fiesta es cuando alguien escala la torre humana formada por la peña a la que ese año le corresponde el honor y consigue ponerle el pañuelo rojo al Torico.


  • Finalizamos la tarde de nuestro recorrido de 1 día por Teruel en el centro de la ciudad. Equidistante de la catedral y de las iglesias de San Pedro y El Salvador, es lugar de paso obligado para desayunos, aperitivos, comidas y desde luego compras.


  • Acceso libre.


  • +34978641461 +34 978624105


room

la juderia


Un último paseo por la zona más antigua de Teruel

  • Si se quiere realizar la visita con guía puede contratarse previamente por Internet.


  • Las cuestas hacen difícil el acceso para personas con problemas de movilidad reducida.


  • La judería de Teruel llegó a tener una población de 350 a 400 habitantes y fue una de las más numerosas de Aragón.


  • Los judíos llegaron a estas tierres alrededor de 1250 y veinte años después ya existía la sinagoga.


  • El rey Pedro III de Aragón apoyó el establecimiento de judíos y musulmanes en sus tierras y así se asentaron familias acomodadas como los Najarí o los Abenmale.


  • Todos ellos tuvieron que marcharse en 1492 por la nueva legislación adoptada por los Reyes Católicos.


  • Se puede acceder fácilmente al barrio desde la Plaza del Torico por la antigua calle del Tozal y callejear luego por las estrechas callejas a partir de las calles Ainsas o Bartolomé Esteban.


  • El viejo barrio ha sufrido muchos daños, especialmente durante la Guerra Civil, pero aún pueden encontrarse algunos nobles edificios.


  • Se siguen realizando excavaciones que consiguen traer a la luz elementos arquitectónicos de la época.


  • En el barrio se encuentran bastantes establecimientos dedicados a la restauración.


  • Y después de un día repleto de paseos y paisajes, vamos a recorrer tranquilamente por el barrio más antiguo de la capital: la Judería


  • Acceso libre.


  • +34978624105 +34978641461